Chaos Chaos

chaoschaosA veces hace falta un poco de caos para poner las cosas en su sitio y madurar. Así nos lo demuestran las chicas de Chaos Chaos.

Asy y Chloe  son hermanas y son Chaos Chaos. Para su álbum de debut como tal hay una larga lista de influencias que van desde PJ Harvey, Bjork o incluso Timbaland. Llevan desde muy pequeñas en el mundo de la música y antes de romper con todo y hacerse mayores se hacían llamar Smoosh, una banda en la que empezaron a la tierna edad de 8 y 10 años. “éramos unas niñas, no nos importaba lo que pasase. Podrías encontrarnos en el backstage jugando a fútbol con Eels o hacer malabarismos con naranjas con Eddie Vedder. Todavía somos unas niñas en todo lo que hacemos, tratamos de no tomarnos muy en serio. Divertirnos siempre ha sido una de las cosas más importantes para nosotras.”. Pero aparte de hacerse mayores, hay algo más que ha cambiado; “ha cambiado un poco nuestra manera de entender la música porque ahora nos tenemos que encargar de toda la parte de negocio y tenemos que tomárnoslo en serio”.

Jason Mcgerr, batería de Death Cab for Cutie fue el que las impulsó a formar Smoosh y el que se convirtió en su padrino musical. “Le vimos actuar la semana pasada en el Bowery Ballroom, tocando la batería para Tegan and Sara. Está muy ocupado con sus bandas y su familia ahora, pero hablamos de vez en cuando sobre cosas de batería o nos enviamos mensajes con tonterías divertidas” Su hermana pequeña Maia, también tocó con ellas en los últimos años de Smoosh y ahora en Chaos Chaos… “esperamos que pueda faltar algunos días al colegio para venir al festival SXSW con nosotras y a algunos conciertos que estaremos dando por EE.UU. antes. Tocará el bajo y se encargará de la percusión.” Precisamente siendo hermanas la relación puede ser muy difícil o tremendamente fácil como es su caso “Crear música con Asy es muy divertido. Compartimos genes así que estamos en la misma onda. Nos entendemos muy bien y eso hace que escribir canciones juntas sea muy fácil. Todo pasa muy rápido. Con otra gente quizás hay más malentendidos o desacuerdos a la hora de crear canciones”, nos comenta Chloe.

Hablando de familia, comentamos que sus padres son doctores y que resulta extraño que justamente sus tres hijas hayan salido con ese talento especial para la música y desde tan jóvenes,. “ Creemos que el gen de la música es una mutación” comentan entre risas, “pero también nos interesa muchísimo la ciencia”. Tanto es así que su nombre no hace referencia simplemente al caos tal y como lo conocemos si no a una especie de ameba gigante. “ Las amebas son criaturas interesantes, siempre están cambiado y son muy caóticas. Es así como nos sentimos ahora mismo. En los últimos dos años nos tomamos un respiro de la música mientras estudiábamos en Suecia. Pero lo echábamos mucho de menos y nos mudamos a Nueva York. Allí empezamos a escribir otra vez y decidimos que si queríamos volver a la música lo teníamos que hacer de verdad, no a medias” En su web llaman a esta nueva banda “proyecto” como si fuera algo experimental. “la verdad es que si llamas a algo “proyecto” significa que si fallas , lo que falla es el proyecto y no tú. Así que hemos decidido dejar de llamarlo proyecto y dejar de tener miedo al fracaso. Si quieres tener éxito no puedes tener miedo a equivocarte. Nuestra visión del éxito es ser feliz con lo que haces. Y ahora mismo no podríamos ser más felices”.

Advertisements